• ¿Qué tal?

    Vamos, pasa a esta "otra clase". Un lugar donde nos reunimos para seguir compartiendo lo que aprendemos, para expresarnos como queremos, sobre lo que hacemos y sobre lo que nos interesa.
  • octubre 2011
    L M X J V S D
    « Sep   Nov »
     12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930
    31  
  • EL RECREO DE MI OTRA CLASE

  • Archivos de bitácora

  • Archivos de mi curso

  • Página a página

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 8 seguidores

  • Contador de visitas

  • Autora

EL PALMARIS LONGUS: ESE GRAN DESCONOCIDO

A propósito del tema de la evolución  del que estamos hablando en clase en estos días, he recogido este artículo del blog “El cerebro de Darwin”.  En él se hace referencia a algunos ejemplos de lo que hemos llamado órganos vestigiales. El hecho de que una especie presente órganos que han perdido su función original, o bien ya no tienen ninguna función se considera una prueba de evolución puesto que solo puede significar que estos órganos tuvieron un sentido en algún antepasado: La naturaleza no crea estructuras supérfluas porque sí.

El palmaris longus es un ejemplo más de órgano vestigial que podemos observar en nuestra especie…

“El apéndice, la capacidad para mover las orejas a voluntad, o las muelas del juicio. Todos ellos son caracteres que no contribuyen a incrementar nuestra supervivencia y, sin embargo, siguen ahí, haciéndonos compañía como prueba de una evolución que todavía no ha sido capaz de quitárselos de en medio. Hay algunos otros ejemplos que son menos conocidos, como la presencia del palmaris longus.

Palmaris longus

El palmaris longus es un tendón que se encuentra en la muñeca entre dos músculos flexores (carpi radialis y carpi ulnaris). La forma de poder verlo es juntar los dedos pulgar y meñique de una mano y girar la muñeca hacia la parte anterior del antebrazo. Para aquellos que tengan dudas, pueden verlo claramente en este vídeo.

La cuestión es que no todos tenemos este tendón. Un artículo mostró que en torno al 16% de la población caucásica no lo tiene. También se ha estudiado su presencia en la población nigeriana o la población china, con diferencias claras entre las distintas poblaciones.

Es posible tenerlo sólo unilateralmente (en uno de los brazos pero no en el otro) e incluso en otros casos puede ser doble. La ausencia del palmaris longus no parece crear problemas serios para la movilidad de la mano, por lo que parece ser un ejemplo similar al de la ausencia de las muelas del juicio o la incapacidad para mover las orejas (aunque esto último pueda proporcionarte cierta fama en bautizos, bodas y comuniones).

Se cree que el palmaris longus no es excesivamente útil para nosotros, pero sí para los primates como chimpancés u orangutanes. Este tendón les permitiría una mejor sujeción a las ramas de los árboles y por eso poco a poco se ha ido perdiendo en nosotros, por lo que según esta hipótesis podría ser considerado como un rasgo vestigial.

Pero, ¿qué hay de vosotros? ¿Tenéis palmaris longus?¿ Y vuestros conocidos? A ver si podemos hacer un buen estudio poblacional entre todos.”

Anuncios

Una respuesta

  1. Lo he hecho y yo si lo tengo.. jeje Me ha resultado interesante, es un organo vestigial que no lo había escuchado antes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: